Posts filed under ‘Passer’

Pequeño carnívoro: Lanius ludovicianus

Ya he platicado por acá que esta ave me encanta porque me recuerda a un pingüino, no sé explicar por qué…

Cuando lo identifiqué por primera vez y comencé a investigar sobre sus características me llamó mucho la atención que que sea considerada un ave carnívora y sobre todo la descripción de su método para atrapar a su presa  (del mismo provienen algunos de sus nombres comunes: alcaudón verdugo, verdugo americano o loggerhead shrike) En la página de CONABIO lo sintetizan como sigue: Se alimenta de insectos, lagartigas y pequeños mamíferos los cuales clava en espinas de maguey o alambrados “.

Mi sorpresa proviene de que es un ave más bien pequeña y algunas de sus presas son de su tamaño o más grandes, chequen la foto que aparece en Wikipedia.

Presa de Lanius ludovicianus en Wikipedia

En alguna ocasión presencié la construcción de su nido, elaborado con una especie de paja parecida al aserrín. Lo construyó en un árbol frutal del Jardín Etnobotánico de Cholula, donde se pueden observar bastantes individuos de la especie. Realmente nunca los he visto en la ciudad, solamente en zonas semirurales que por acá abundan.

Dejo una foto de Pablo Lèautaud


y puedes consultar más información y señas de campo en el Museo de las aves de México y en este Club de observadores de aves potosinos universitarios

Anuncios

marzo 15, 2010 at 3:49 pm 3 comentarios

Nuestro gorrión: Carpodacus mexicanus

La primera vez que escuché sobre la existencia de este lindo copetón fue en un viaje que hice al Parque Ecológico Xochiltla para tomar un curso sobre educación ambiental. En la madrugada del segundo día salimos tempranito a observar aves acuáticas en el lago. Allí una de las biólogas responsables del área ornitológica, conociendo mi interés incipiente en el tema, me hizo algunas recomendaciones y me platicó varias anécdotas. De tal charla lo que se me quedó más grabado  fue una pequeña historia acerca del Carpodacus mexicanus,  que comparto tal cual la recuerdo aunque no he podido documentarla:

Me explicó que los gorriones comunes (Passer domesticus) son una especie introducida que llegó a México junto con el francés Maximiliano de Hasburgo en las épocas de su breve periodo imperial. Extrañaba tanto el canto de estas aves que mandó a traer de Europa varias parejas para su reproducción en los hermosos jardines de su residencia, el Castillo de Chapultepec. Esta especie se adaptó tan bién a nuestro entorno, que en poco tiempo comenzó a desplazar al gorrión originario de nuestras tierras el Carpodacus mexicanus, quien también es un cantor por excelencia y que con su barbilla y corona rojizas (en el macho) es una especie realmente llamativa y desde mi punto de vista mucho más bonita que el gorrión común.

Además les presumo que en los alrededores del departamento en el que ahora vivo hay varios nidos, así que los observo y escucho todos los días. ¿Los han visto? Son bastante tímidos, pero en cholula son muy comunes y cantan hermosísimo.

Mis fotos no son del todo nítidas, así que les comparto una muy linda que me encontré en el Flickr de Mouser NerdBot

Carpodacus mexicanus macho

Más información y señas de campo en el Cornell Lab of Ornithology

enero 22, 2010 at 7:54 pm 2 comentarios

¿Qué son los nombres científicos?

Para aquellos que gustamos de los animales, plantas, bichos y en general la naturaleza, pero que no estamos entrenados en ciencia bilógica alguna de manera formal, nos sorprenden los nombres que los especialistas dan a las distintas especies, a mí en ciertos momentos hasta me parece chino mandarín.

Cuando comencé a involucrarme con la observación de aves una de las cosas que más me intrigaba era la cuestión de los nombres científicos. Lo que para nosotros es un gorrión, para los conocedores puede ser un Passer Domesticus, un Spizella Passerina o un Melospiza Melodia.  Pero en realidad ¿qué son los nombres científicos?, como casi siempre la Wikipedia nos da una buena respuesta:

Los biólogos usan nombres científicos para referirse a los taxones creados por la ciencia de la Taxonomía. Una subdivisión de la Taxonomía, la Nomenclatura, es la que se ocupa de reglar los nombres de los taxones. Las reglas para crear nombres científicos están escritas en los Códigos Internacionales de Nomenclatura, y hay uno para cada disciplina (Botánica, Zoología, bacterias, y virus).

El objetivo del nombre científico es el de poseer un único nombre que deba ser utilizado en todo el mundo, en cualquier lengua, para referirse a un único taxón. De esta forma se evitan las ambigüedades y las circunscripciones poco claras de los nombres vulgares. Para leer las razones por las que los nombres científicos tienen esa forma, ver Taxonomía.

Los nombres científicos son en latín, o latinizados.

Me encanta la idea de evitar ambigüedades y por lo tanto, también me agrada identificar a las aves por su nombre científico, además del común. Porque no se puede negar lo interesante que es conocer cómo nombran a una misma especie de ave en distintas zonas geográficas. Aún me queda mucho por aprender en esto de los taxones y latinizaciones, osea que a estudiar !!! para saber cada vez un poquito más.

noviembre 6, 2009 at 1:37 am Deja un comentario


Bookmarks

Actualizaciones de Twitter

Flickr Photos

diciembre 2017
L M X J V S D
« May    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Feeds

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 4 seguidores

Top Clicks

  • Ninguna